jueves, 16 de abril de 2009

Fundación Futuro






Por Ester Astudillo




Rondado el distrito
de la fe
al bies
de sus lindes,
a caballo de
ungida urbanidad,

descartados los
extintos ritos
de resurrección
y treguas
efeméricas,

obturado
el silencio que
amordaza el
tallo en lo alto,
quebrado,
ceniciento,
vivo aún,

junto al comercio
que jamás vio
días mejores
tras pútridas
vidrieras opacas,

¿adónde encaminar
pues este flujo
bípedo,
anclar el desasido
nudo cardinal,
ante tamaño aforo
de telúricas
calamidades?



5 comentarios:

Mercè Mestre dijo...

Arcàngel Ester-minador de categoria, quin terratrèmol emocional, col·lega!!!
És com si esclatessin uns quants edificis psíquics en cadena mentre un tsunami apaga l'incendi de tres centrals nuclears alhora.
Sentiments a pressió. No hi ha sortida. No Futur. M'agrada.

Ester Astudillo dijo...

Mercè, col·legui, com estàs amb la terminologia tu també (mestre-termes, mmmm). Bueno, gràcies, guapa. Però seria més maco que sí que n'hi hagués, de futur, oi? És clar que entre terratrèmols, esclats, tsunamis, incendis i centrals nuclears crec que queda més que clar que anem pel mal camí...

Escalfa motors per demà, estaré atenta. I quedem una setmana d'aquestes al Taller de Tapas, amb carabines o sense (je!, pobres!),
més que res per celebrar l'exterminació del futuuuuur!

Petons i parlem demà.
:)

R.P.M. dijo...

Vamos, que sí, que hay futuro y hay no sólo un flujo sino un río de conciencia común, chicas, o por lo menos hay que soñarlo. Pero coincido en que en el poema hay todo un raudal de emoción y hondura. Siempre sorprendente, Ester.

Ester Astudillo dijo...

Gracias, Rufino. Tú tan ángel(ical) como siempre.
Besos, besos, besos.

Oscar Sotillos dijo...

Como las meigas, a lo mejor el futuro no existe, pero es la direccion hacia la cual "encaminar pues este flujo bípedo"

;-)scar