domingo, 23 de septiembre de 2007

El paso del tiempo, dos.

Por Rufino Pérez


Querido tiempo

espero que al recibo

de ésta

te encuentres bien.

Yo bien, como siempre

y la familia

también.

Sólo una cosa

que ayer

no pude decirte:

“corre, tiempo, corre

pasa de mí,

sigue con tus viejas zapatillas

la carrera.

No te detengas,

no vuelvas la vista atrás,

déjame marchitar mi rostro

en el no-tiempo

en el no-espacio

en el infinito mundo

de sus besos.

¿Te he pedido yo acompañarte?

Entonces, ¿por qué me llevas?

¿Que no tienes suficiente

con toda la sal del mar

que también quieres

mi pobre salero de mesa?

Si al menos tuvieras una meta,

un premio que te espera,

pero, ¿qué digo?

si corres sin dorsal

si no gozas con la carrera.

¡Qué pena!

ningún club te ficha

porque no tienes espíritu

de equipo,

porque corres solo.

Eso sí,

contigo llevas momentos,

ilusiones, dolor y risas.

Guárdalos, si sabes.

Y ahora,

que a lo lejos te he visto

pasar,

sigue, no te vuelvas,

saluda de mi parte

a las estrellas,

yo me quedo con una,

que entre tantas

no notarás su ausencia.”

No espero tu respuesta.

Atenta-

mente,

Firmado:

Un ser humano.

4 comentarios:

paula dijo...

Me encanta haber escuchado tu encantadora poesia...mientras paseo por la autopista del no-tiempo...!también quiero mi estrella!
Pd)¿Qué sello has puesto? je,je
Te echaba de menos un abrazo.

R.P.M. dijo...

Yo también echaba de menos alguno de tus comentarios, que siempre son acertados y llenos de esa sinceridad que anima, siempre en positivo. Como sello he puesto a uno de los hijos de Eolo, que me aseguraron que era rápido, joven y fuerte. No sé si llegará a alcanzar al tiempoo y como no espero respuesta, daré por bien empleado el franqueo con sólo haber enviado la carta. Un abrazo.

Marc Vintró dijo...

Boniques paraules. La veritat és que sempre hi som a temps per a aturar-nos i topar amb melodies com aquestes que s'alimenten de l'infinit. El missatger del temps ja deu volar amb la carta... m'agradaria poder llegir un dia la resposta. Així que, Rufino, estigues atent a la bústia.

Carla dijo...

Una possible resposta del temps seria:
"Estimat ésser humà, que et porti amb mi és inevitable... jo sóc la condició indispensable de la vida i l'experiència... Sento les molèsties que ocasiono, però estimo cada part de l'univers amb bogeria, doncs tots sou fills meus... Una forta abraçada, atentament, el temps"
jejeje! és un poema preciós, Rufino, felicitats!!