domingo, 9 de marzo de 2008

LA VIDA A PASO VIVO

Por Rufino Pérez


Mañana me pondré el traje


de transitorio.


Es un traje nuevo que guardo


para las grandes ocasiones.



Por dentro viene forrado


de nada tengo y nada soy,


no lleva bolsillos


porque la manos


me gusta llevarlas fuera


desnudas.



La libertad es un recuerdo


de infancia


que siempre camina conmigo


dentro de ese traje


entre un forro y otro.



Hay quien no me saluda


cuado voy vestido


de transitorio.



Incluso yo, no me saludo


porque estoy de paso,


voy relajado


aunque con paso vivo,


transflorado,

transitando.

4 comentarios:

paula dijo...

Lo único que permanece son los cambios.Estupenda naftalina la libertad,siempre quiere salir del armario y contagiar primaveras.
PD)Te reconoceré por la chapa LIBER y pienso abrazarte para contagiarme je,je.

carlesrull dijo...

No te quites nunca ese traje de libertad, amistad, lealtad y buen gusto con que te vistes cada día, compi, que más trajes como el tuyo nos harán falta.
Un abrazo fuerte.
Por cierto, cada día te veo más poeta.

Jesús M. Tibau dijo...

Hola Raquel, jo també tinc ganes de lelgir la resta de contes del Que no tornis, especialment el teu, el guanyador. Espero que coincidim en alguna ocasió. De moment, per segellar la nostra relació, t'he posat un enllaç al meu blog.
Salutacions

Carla dijo...

potser la vida és un vestit transitori, però la teva, amb els teus poemes, deixa petjada...
Torno de Florència i és agradable continuar l'art amb art!