martes, 19 de enero de 2010

PALABRAS PARA HOY

Por Carlos Rull

Arremete el sueño agudo e irritante estruendo.
Una voz ajena narra tragedias
y yo busco refugio, abrazo, calor, beso.
Luego agua, me abro a la luz y el frío.

Zumo de pomelo, cereales,

leche de soja y té.

Trayecto ensoñado mientras divago
y dejo al día acariciarme y conquistarme.

Trabajo. Gentes que pasan y hablan
y – raramente - escuchan.
Abrigos, rostros, manos, bufandas.
Libros, silencios, titubeos, pantallas.
Words, words, words.
Naufrago en voces,
términos, vocablos,
verbos inactivos y vanos.
Soy intransitivo.

Crema de calabaza,
filete de salmón a la plancha,
yogur, té y sofá.

La casa llama a capítulo.
Platos, plancha y demás.
La cajera del super me sonríe.

La tarde reclama lectura.
Benet - un cuento -,
Fresán, un capítulo, tal vez dos.
Handke o García Valdés, versos, verdades.
Escribo – poco –,
- y mal – hasta que la tarde
se hace humo y las voces
noche.
Preparo el naufragio de mañana.

Ensalada griega,
tortilla francesa,
piña e infusión.

Un capítulo de Los Soprano.
Algunas páginas de la biografía de Unamuno de los Rabaté.

Vuelvo al refugio. Abrazo.
Calor. Ya estoy en casa.
Contigo;
aquí no hay naufragio posible.


6 comentarios:

Ester Astudillo dijo...

Vives y mueres. Querrías vivir y morir en uso absoluto. Pero los verbos, esos verbos, admiten solamente uso ergativo. So here comes our weapon: words, words, words. And the rest, almost everything that matters, is silence.

See you soon;-)

Carso dijo...

un menú suculento el de tus palabras, carlos, y sí, ester, casi todo lo que importa está en el silencio (no sé si es una interpretación muy libre, mi inglés, en fin...) y también dicen que si lo que vas a decir no es más bello que el silencio mejor no lo digas. pero no es el caso, así que sígame escribiendo, aunque poco y bien, entre ensaladas griegas, sofás intransitivos y cuentos de Benets. Sin descuidar, eso sí, los postres del abrazo. y el silencio.

carlesrull dijo...

Silencio. Silencio. "Estamos solos en este puto universo", Sopranos dixit.

Aitor dijo...

Hombre, maestro! cuánto tiempo! parece que fue ayer cuando aprobaba compensando mi asco por la sintaxis con un vocabulario superior a la media(de la clase,claro).Bueno Carles, encantado de volver a verte o leerte mejor dicho, esperemos que no tengas muchos problemas con las criaturas de nuestro "apreciado" sistema educativo.

Recuerdos desde Pamplona y que te vaya bien por esos lares.

Aitor Vaz López, el del plantón.

carlesrull dijo...

Hombre, Aitor, ¡qué detalle pasarte por aquí! Gracias. Suerte por las tierras navarras.

Mercè Mestre dijo...

Menys és més. Excel·lent fotògraf.